sábado, 19 de enero de 2008

Tren bala..., in memorian del "cohete a la estratófera" del patilludo.

Comparto la opinión de muchos. No es momento para un tren bala. No, de ninguna manera. Y uno no lo dice por contra...lo dice usando la lógica. ¿Cómo se va a llevar adelante un proyecto se semejante envergadura, tan costoso y para nada prioritario cuando el estado del ferrocarril argentino (o lo queda de ello) es deplorable?.

En esta web como en muchas otras (ver recomendados) he hecho mención numerosas veces de la situación del Ferrocarril Roca, por ejemplo. Pero sabemos que no es el único. Todo el sistema ferroviario está en crisis. Es allí donde se necesita inversiones. Es allí donde se necesita mejoras genuinas y no truchadas como la que hacen de traer trenes más viejos aún de los que estamos usando.

Celebro que se restablezcan los servicios al interior. Estos son fundamentales y el país necesita tener nuevamente esas venas ferroviarias para dar vida y trabajo a muchos pueblos que han caido en desgracia luego de su extirpación. El tren es un servicio esencial, útil y necesario. Aún dándo déficit. No hay que verlo como negocio sino como una necesidad, por todo lo que éste genera; que no lo hace ningún otro medio de transporte.

"NO SE PUEDE PENSAR EN UN TREN BALA CUANDO LOS TRENES URBANOS SON UNA BOMBA DE TIEMPO", decíamos en varios comunicados de Pasajeros del Roca. Y es así.

Como hay personas con mucho mayor conocimiento sobre este tema que quién esto escribe, recomiendo leer sobre los siguientes links:

http://argentina.indymedia.org/news/2008/01/577556.php
(Entrevista al Prof. Juan Carlos Cena, ex ferroviario e integrante del Movimiento Nacional por la Recuperación de los Ferrocarriles Argentinos).

http://www.cronicaferroviaria.com/boletines/boletin16012008/boletin.html
("Se comienza por lo último", por Carlos A. Salgado, en el boletín de Crónica Ferroviaria)

http://www.lanacion.com.ar/archivo/Nota.asp?nota_id=830592